Bogotá.  Las verduras cosechadas en Bogotá son regadas por el contaminado río que pasa cerca de esa ciudad, según un informe presentado por la Universidad Nacional

Partículas de metales pesados como arsénico, mercurio, plomo y cadmio se hallaron en los tejidos de las hortalizas estudiadas. Dichos elementos son perjudiciales para la salud, porque pueden causar cáncer y problemas respiratorios.

En la República.com indicaron que los municipios como Soacha y Mosquera los productos registraron altos volúmenes de estos metales, lo cual se sale del máximo permitido.