Lima. El Comité Nacional de Grandes Presas sostuvo que se necesita ampliar el número de presas al ritmo de una por año hasta el 2050 para satisfacer la demanda creciente por el recurso hídrico en el Perú y enfrentar los nuevos retos que plantea el cambio climático.

“La población crece a un ritmo acelerado y se prevé que para el 2050 aumente a 42,8 millones de personas. Ante ello, es necesario comenzar a planificar construcciones de presas para evitar serios problemas económicos”, expresó el presidente del comité, Miguel Suazo.

Consideró que la edificación de nuevas presas y el mantenimiento de las existentes deben ir a la velocidad del crecimiento de la economía peruana para asegurar que la misma continúe en esa tendencia.

Por su parte, el jefe de la Autoridad Nacional del Agua, Hugo Jara, señaló que es necesario reiniciar la construcción de presas para asegurar el desarrollo sostenible del país.

“En los últimos años hemos perdido el paso en construcción de presas. Sin el recurso hídrico, sin las reservas adecuadas y sin una buena administración es poco lo que podemos hacer para la adecuada gestión de nuestro país”, apuntó.

Refirió que el Perú posee el 5% de la disponibilidad hídrica del mundo, aunque la mayor cantidad de esos recursos van a la vertiente del Atlántico, en donde solo habita el 26% de la población peruana.

Dijo que la menor cantidad de recursos hídricos (1,8%) se dirige a la vertiente del Pacífico, en donde habita el 70% de la población peruana, que se beneficia con solo tres meses de lluvia al año.

“Buscando el aprovechar el agua de forma permanente. En los últimos 50 años se han construido entre 53 y 54 presas que permiten regular escasamente entre 2000 y 3000 millones de metros cúbicos”, puntualizó.

Jara inauguró el taller “Las presas en el Perú: importancia y seguridad”, organizada por la ANA y que continuará mañana con la conferencia magistral del especialista español Francisco Sánchez sobre seguridad de presas.