El eTree es un árbol solar. Esto quiere decir que en vez de hojas tiene paneles solares, en vez de oxígeno genera electricidad. Esta excentricidad de las energías limpias se ha 'plantado' –llevando al límite este verbo– en la ciudad francesa de Nevers. Esta localidad del centro de Francia ahora exhibe en medio de una plaza una estructura que parece una pieza de arte contemporáneo. No solo es, pese a su estilizado diseño. Sus creadores lo han bautizado como árbol solar y es el primero de este tipo que se instala en Europa.

El eTree tiene múltiples usos. Su funcionamiento es bastante sencillo, como cualquier instalación solar. Sus paneles fotovoltaicos captan la energía del sol y la convierten en electricidad. A partir de aquí se pueden prestar una serie de servicios públicos de carácter energético.

Los habitantes de Nevers, así como los turistas que acudan al municipio, podrán cargar sus portátiles y smartphones. Los creadores del eTree señalan incluso a las bicicletas eléctricas como dispositivos susceptibles de ser cargados en este particular árbol.

El diseño de la estructura se basa en un tipo de acacia , presente en el desierto de Judea, en Israel. El modelo de inspiración tal vez llegó porque el invento tiene paternidad israelí. Los creadores del eTree son de Francia y de Israel. De ahí que estos dos países hayan tenido una especial importancia en el despliegue de las primeras unidades.

En Israel, el eTree ya ha visto la luz. Junto a Estados Unidos es el único país, desde que a finales de 2015 se presentara el proyecto por primera vez. Se hizo en el marco de la Cumbre del Clima de París, COP 21. Allí se presentó una unidad funcional, la misma que ahora se ha instalado en Nevers. Pero si en Francia tuvo lugar la presentación oficial, el primer prototipo se mostró al público en suelo israelí, en 2014.

El árbol solar tiene otras ventajas, aparte de la carga eléctrica pública. Cuenta con un sistema de WiFi , para que cualquiera pueda conectarse. Y para que lo haga a la sombra, pues sus extensas hojas permanecen abiertas para detener los rayos de sol. No es un capricho del diseño sino una característica imprescindible. Pues uno de los motivos para plantar árboles en suelo urbano es conseguir zonas umbrías. La oferta de servicios del eTree aún reserva una última sorpresa. Por la noche se ilumina, de forma que actúa como el alumbrado que normalmente vemos en las calles.

Ya hay otros países interesados en este árbol solar, como Kazajistán, donde pronto llegará. Mientras que empresas como Google también han mostrado su interés. De momento es el gigante francés de la cartelería urbana JCDecaux quien se encarga de instalar el eTree.