Buenos Aires. El consumo de electricidad en Argentina subió un 0,2% interanual en julio, debido a que se reportaron temperaturas inferiores al promedio para ese mes, dijo este lunes la Fundación para el Desarrollo Eléctrico (Fundelec).

En lo que va del año, la demanda aumentó un 3%, mientras que en julio se incrementó el 1% respecto del mes anterior, agregó la entidad.

La demanda total del Mercado Eléctrico Mayorista (MEM) en el séptimo mes del año fue de 11.922,8 gigavatios por hora (Gwh).

"El consumo fue récord para un mes de julio y se situó en el cuarto lugar entre los meses con las demandas más altas en la historia", dijo Fundelec en un comunicado.

La principal fuente de energía en julio fue la térmica, con el 67,8%, mientras que el aporte hidroeléctrico fue del 23,8% de la demanda y el nuclear del 5,5%.

A su vez, las fuentes alternativas (eólicas y fotovoltaicas) aumentaron su producción al 0,34% del total, en tanto que la importación representó un 2,64% de la demanda, dijo Fundelec.

El Gobierno del presidente Mauricio Macri, en un intento por reducir el gasto en subsidios energéticos, promovió aumentos en las tarifas eléctricas y de gas, lo que ha generado múltiples protestas sociales en el país.

La Corte Suprema de Justicia del país frenó la semana pasada el incremento de las tarifas de gas para usuarios residenciales y ordenó al Gobierno llevar adelante audiencias públicas para definir el nuevo cuadro tarifario. Ahora se espera una decisión del tribunal respecto de los aumentos en la electricidad.

Las mayores distribuidoras de electricidad de Argentina son Edenor, Edesur y Edelap.