Buenos Aires. Dos importantes terminales portuarias continuaban paralizadas el jueves debido a una protesta de estibadores en la principal zona agroexportadora de Argentina, aunque el resto de los muelles y plantas de la región operaban con normalidad.

Los estibadores del área de Rosario, una de las principales terminales agrícolas del mundo, bloqueaban desde el miércoles el acceso a las plantas y puertos de Cargill , Bunge y Aceitera General Deheza (AGD), que representan cerca del 16% de la capacidad de molienda del país.

Si bien el resto de las firmas de la región continuaban con sus actividades sin interrupciones, el bloqueo de las dos terminales argentinas era un motivo de preocupación en el mercado de Chicago, donde los operadores lo citaban como un factor que impulsaba los precios de los futuros de la soja.

"Los bloqueos son en Terminal 6 (donde están las plantas procesadoras de granos de AGD y Bunge) y en Cargill. En los otros muelles se está trabajando normalmente", dijo Mónica Gámez, portavoz de la Cooperativa de Trabajos Portuarios, para la que trabajan los estibadores en protesta.

Herme Juárez, el titular de la Cooperativa, señaló que en las terminales bloqueadas, ubicadas en Puerto General San Martín -cerca de 20 kilómetros al norte de Rosario-, los estibadores tampoco realizaban sus actividades, impidiendo a las firmas cargar buques con sus reservas.

Negociaciones siguen. La medida se realiza en medio de las negociaciones por un alza en la tarifa de carga y descarga de buques entre la cooperativa de estibadores y las empresas exportadoras, que comenzaron el miércoles, que continúan este jueves y que según Gámez avanzan positivamente.

"Este jueves siguen las charlas para ver si se logra un acuerdo. Tengo entendido que las negociaciones no están lejos de ser resueltas", señaló Gámez.

Por su parte, una fuente empresaria con conocimiento de las negociaciones dijo: "esto es lo de siempre. Se ofrece (un alza del) 20% y te piden 90%. Pero entre medio hay muchas posibilidades".

"El punto es qué decisión se toma. Así que vamos a saberlo a la tarde eso, si se arregla o se continúa con esto", añadió, hablando bajo condición de anonimato.

Argentina es el principal exportador internacional de aceite y harina de soja, y el segundo proveedor global de maíz.

A su vez, alrededor del 80% de los derivados de la oleaginosa de la nación son elaborados en los alrededores de la ciudad de Rosario, ubicada a cerca de 300 kilómetros al norte de la capital Buenos Aires.

El año pasado, los estibadores de la región realizaron una huelga por un incremento en las tarifas de la Cooperativa que generó serias demoras en la actividad exportadora del sector agropecuario.

A su vez, en febrero trabajadores de la Confederación General del Trabajo (CGT) de San Lorenzo realizaron una huelga que paralizó las operaciones de la empresas en el norte de Rosario, incluyendo las firmas afectadas por el actual bloqueo.