San José. El ministro de Ambiente y Energía de Costa Rica, René Castro, anunció este martes que su país reducirá la cantidad de azufre en sus combustibles a partir de enero del 2013, para que éstos sean "los más limpios de Centroamérica".

En un comunicado de la Casa Presidencial costarricense, Castro indicó que la Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) le comunicó que la presencia de azufre en los combustibles bajará de 50 partes por millón a 15 partes por millón.

"Eso hará de los combustibles de Costa Rica no sólo los más limpios en Centroamérica sino que los pone a la altura de la normativa de los países más avanzados de la Unión Europea", afirmó Castro.

El ministro destacó que la medida mejorará el desempeño de los vehículos, además de reducir la contaminación en las ciudades, donde los edificios sufren el deterioro a causa del azufre, además de los daños a la salud de las personas.

La reducción en la cantidad de azufre quedará consolidada en la nueva Ley de Tránsito, en el apartado de emisiones, donde se definen también las sustancias que son prohibidas y las cantidades de partículas perjudiciales para las personas.

El gobierno costarricense espera que, además, con la construcción de una nueva refinería de petróleo en conjunto con China, la calidad de los combustibles que consume el país sea cada vez mejor.