México DF. Compañías de Estados Unidos en México están cada vez más preocupadas por la inseguridad y muchas están reconsiderando futuras inversiones, ante la violencia por la guerra contra el narcotráfico que se está saliendo de control, mostró este jueves una encuesta.

La Cámara Americana de Comercio, que representa a la mayor parte de la inversión extranjera directa en el país, dijo que 58% de sus miembros sintieron el año pasado menos seguridad que en 2008.

El 27% dijo que estaba reconsiderando invertir en México, debido a preocupaciones por la seguridad, según un encuesta entre los miembros de la cámara.

La brutal violencia ligada al narcotráfico ha dejado cerca de 19.000 muertos desde que asumió el presidente Felipe Calderón en diciembre del 2006.

"Clientes no vienen a nuestro país porque tienen miedo, preguntan si necesitan guardaespaldas", dijo a periodistas el presidente de la asociación de empresas productoras de acero en México, Canacero, Raúl Gutiérrez, durante un evento en la capital.

Calderón ha desplegado decenas de miles de militares y policías federales para enfrentar a los cárteles de la droga, pero las balaceras y los ataques con granadas se han convertido en algo común, especialmente cerca de la frontera con Estados Unidos, donde hay fábricas y empresas con capital extranjero.

Las firmas citaron los secuestros y la extorsión como otros riesgos.

México, la segunda economía de América Latina, es un socio clave de Estados Unidos al que envía alrededor del 80% de sus exportaciones.

La secretaria de Estado de Estados Unidos, Hillary Clinton, visitó esta semana México y prometió ampliar la ayuda para combatir los cárteles de la droga mediante programas para enfrentar la pobreza y las adicciones, que fomentan el narcotráfico.

"Estamos seguros que esta combinación de esfuerzos (entre México y Estados Unidos) darán frutos y ayudará a mejorar el clima de seguridad aquí", dijo Thomas Gillen, jefe del comité de seguridad de la Cámara Americana de Comercio.

No obstante, 39% de las compañías estadounidenses en México creen que mejoras en la seguridad podrían llevar más de cinco años, frente al 22% que opinaba lo mismo en la.

La encuesta difundida el jueves se realizó entre el 15 de noviembre del 2009 y el 15 de enero del 2010.

La inversión extranjera directa a México cayó 51% en 2009 en medio de los efectos de una crisis económica mundial.