Beijing. La producción de vehículos de nueva energía en China creció el triple interanual para alcanzar las 25.400 unidades en el primer trimestre de 2015, informó este jueves el Ministerio de Industria y Tecnología Informática.

En los primeros tres meses, la producción de coches de pasajeros exclusivamente eléctricos subió 400% interanual para alcanzar las 11.000 unidades, y la de vehículos de pasajeros híbridos enchufables creció casi un 500 por ciento hasta situarse en 7.257 unidades.

La producción de vehículos comerciales de ambos sistemas registró un aumento del 500 y el 61%, respectivamente.

En marzo, los fabricantes chinos produjeron 13.500 vehículos de nueva energía, el triple respecto al mismo mes de 2014.

La intensa promoción del gobierno ha aportado cada vez más vehículos de nueva energía a las carreteras chinas, ahorrando energía y reduciendo la contaminación.

En marzo, el Ministerio de Transporte fijó el objetivo de alcanzar los 300.000 vehículos de nueva energía en las carreteras chinas en 2020.

La directriz, que anima a la producción y adquisición de automóviles de nueva energía, fijó el objetivo de 200.000 autobuses de nueva energía y 100.000 taxis y vehículos de distribución de nueva energía antes de 2020.

China seguirá estimulando la construcción de instalaciones de recarga para este segmento de vehículos en las ciudades e introducirá exenciones tributarias y subsidios para su adquisición, según el ministerio.