El tráfico mundial de pasajeros creció el pasado mes de enero un 2,4% en relación al mismo mes del pasado año, su menor incremento en una década, lastrado por el impacto del coronavirus, según los datos difundidos este miércoles por la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA).

Esta cifra es inferior al incremento del 4,6% interanual que experimentó el sector en el mes de diciembre y supone el menor crecimiento mensual desde abril de 2010. Los datos reflejan que la capacidad aumentó en enero un 1,7%, y el factor de carga subió 0,6 puntos porcentuales, hasta el 80,3%.

Desde la Asociación han advertido de que enero fue solo la "punta del iceberg" del impacto del brote de coronavirus (Covid-19) en el tráfico, ya que las principales restricciones de viaje en China no comenzaron hasta el 23 de enero.

"Sin embargo, fue suficiente para causar nuestro crecimiento de tráfico más lento en casi una década", ha remarcado el consejero delegado de IATA, Alexandre de Juniac.

La demanda de pasajeros internacionales de enero aumentó un 2,5% en comparación con enero de 2019, por debajo del crecimiento del 3,7% del mes anterior.

Las aerolíneas chinas, las más afectadas. La demanda de pasajeros internacionales de enero aumentó un 2,5% en comparación con enero de 2019, por debajo del crecimiento del 3,7% del mes anterior.

Las aerolíneas europeas vieron que la demanda de enero subió un 1,6% interanual, frente al 2,7% de diciembre. Los resultados se vieron afectados por la caída del crecimiento del PIB en las principales economías durante el cuarto trimestre de 2019, además de por las cancelaciones de vuelos relacionados con Covid-19 a finales de enero.

Por su parte, la demanda de viajes nacionales se incrementó un 2,3% en enero en comparación con enero de 2019, ya que el fuerte crecimiento en los Estados Unidos ayudó a mitigar el impacto de una fuerte disminución del tráfico nacional de China.

En concreto, el tráfico doméstico de las aerolíneas chinas cayó un 6,8% en enero, lo que refleja el impacto de las cancelaciones de vuelos y las restricciones de viaje relacionadas con el virus. Las estadounidenses, por su parte, vieron un aumento del tráfico doméstico del 7,5% en enero, aunque fue menor que el crecimiento del 10,1% en diciembre.