Londres. El crudo Brent subía este viernes por encima de los US$114 por barril, extendiendo las ganancias de la sesión anterior, por la esperanza de que los acontecimientos en las endeudadas economías de Italia y Grecia eviten un derrame mayor de la crisis en la región.

A las 0914 GMT, los futuros del crudo Brent ascendían 52 centavos a US$114,23 por barril, tras cerrar el jueves con una ganancia de US$1,40.

Los futuros del crudo ligero estadounidense subían 55 centavos a US$98,33 por barril tras terminar la sesión anterior al máximo previo en 15 semanas, de US$97,78.

El Senado italiano tiene previsto votar este viernes unas medidas de austeridad que exige la Unión Europea para evitar un colapso de la zona euro, al tiempo que se espera para los próximos días un nuevo gobierno de emergencia que pondrá fin a la era Berlusconi.

En Grecia, el primer ministro designado nombrará un nuevo Gabinete de crisis este viernes que, bajo el nuevo presidente Lucas Papademos, aplicará dolorosas medidas de austeridad para calmar la turbulencia política que ha amenazado con dejar a Atenas en quiebra y forzarla fuera de la zona euro.

"Los precios (del petróleo) siguen bastante fuertes, dado el ambiente. El foco de la atención sigue siendo la crisis de la deuda de la zona euro, el viento en contra desde allí cede un poco, con el nuevo gobierno en Grecia y la renuncia pendiente de Berlusconi", dijo un analista de Commerzbank, Carsten Fritsch.

"Esto vuelca la atención más a los fundamentos (del mercado del crudo), que últimamente eran más bien alcistas, ante la continua reducción de inventarios en Estados Unidos. La apertura fuerte de las bolsas europeas probablemente ayude", agregó.