La Habana. El gobierno cubano demandó de la industria azucarera nacional un aumento de la producción y de la calidad para aprovechar los actuales altos precios del azúcar en el mercado mundial.

José Ramón Monteagudo, integrante del Comité Central y primer secretario del Partido en Sancti Spíritus indicó esta industria, que encabezó por sus ingresos la economía nacional por siglos, fue reducida en aproximadamente el 50% de sus potencialidades, con el cierre de decenas de ingenios o fábricas, a inicios de este siglo a partir del desplome de los precios azucareros mundiales.

Machado, también primer vicepresidente cubano dijo en conversación con Granma que "tenemos mercado para vender el azúcar y precios favorables, pero necesitamos mayor producción y calidad", aseguró el vicepresidente cubano, quien llamó a los azucareros de a desterrar la improvisación y trabajar para conseguir un salto en el sector.

La producción azucarera de Cuba en los últimos 10 años apenas sobrepasó el millón 300 mil toneladas métricas anual.

En el clímax de esa rama económica en Cuba, se llegó a producir más de ocho millones de toneladas métricas en 1970 con la economía colocada en función del objetivo de lograr 10 millones.