La Paz. El ministro de Hidrocarburos y Energía, Juan José Sosa, aseguró este viernes que no existen riesgos de apagones en Bolivia y señaló que la reserva eléctrica alcanzará este año a más de 100 megavatios (MW).

"Esta año garantizamos que no va haber ningún tipo de racionamiento por falta de generación eléctrica. Prácticamente estamos con alrededor de 10% de reserva este año, son más de 100 megavatios", dijo a los periodistas.

Sosa detalló que el nivel de reserva mejorará con el aumento de la potencia de la planta de Ciclo Combinado de Guaracachi, de 60 a 82 MW, y la puesta en marcha de la segunda turbina de la planta de El Kenko que inyectará 32 MW hasta fin de año incorporará.

La Empresa Nacional de Electricidad (ENDE) elevará más el nivel de reservas de electricidad con otros proyectos y la instalación de otros generadores en diversas zonas de Bolivia, agregó.

Por otro lado, el Ministro de Hidrocarburos y Energía informó que el 12 de agosto próximo Tarija será el octavo departamento de Bolivia en incorporarse al Sistema Interconectado Nacional (SIN) y tendrá garantizado el suministro de energía.

"El tema pendiente sería Pando. Hay algunos proyectos interesantes para Pando que nos van a permitir en un futuro muy cercano poder interconectar a Pando que sería el último departamento que nos falta interconectar al SIN, con eso vamos a dejar de utilizar el diesel (para la generación eléctrica)", complementó.

En Bolivia la oferta de electricidad alcanza a los 1.260 MW, frente a una demanda de más de 1.100 MW aproximadamente, según datos oficiales.