Masisa presentó sus estados financieros del 2011, logrando una utilidad neta de US$68,9 millones y una ganancia bruta de US$254,0 millones, un 20,4% superior al mismo periodo del 2010 debido a
mayores ventas en la región.

Por su parte, el Ebitda consolidado fue de US$207,3 millones, nivel similar al generado en 2010. Dentro de este resultado, la Unidad de Negocio Industrial logró aumentar su nivel de Ebitda, US$7 millones con respecto a diciembre de 2010 (+6,0%).

Las ventas acumuladas al 31 de diciembre de 2011 alcanzaron US$1.251,2 millones, lo que comparado con el mismo período del año anterior representa
un incremento de US$233,9 millones (+23,0%).

Este aumento proviene de una mayor demanda en todos los mercados regionales en los que Masisa mantiene operaciones, lo que se reflejó en un
aumento de 21,8% en las ventas de tableros debido principalmente a un aumento de 13,1% en volúmenes.

Esta alza se observó en los tableros MDP/PB y MDF. En el primer caso, las ventas crecieron 24,2% debido, en gran parte, a un aumento de 30,0% en la
producción y comercialización de tableros de la planta MDP en Montenegro, Brasil, que inició sus operaciones a mediados de 2009, además de mayores
ventas en Argentina (+29,7%) y Chile (+18,6%).

Cabe destacar que durante octubre de 2011 fue inaugurada la nueva línea de tableros MDP ubicada en Cabrero, Chile, que tiene una capacidad de producción de 280.000 m3 e implicó inversiones por aproximadamente US$59 millones. Esta nueva planta permitirá ofrecer un nuevo producto de primera
calidad y obtener significativos ahorros de costos productivos.

En tanto, las ventas de tableros MDF aumentaron 20,4% debido a un mayores ventas en Colombia (+30,7%), Venezuela (+21,6%), Chile (+20,2%), México (+17,3%) y Argentina (+15,5%).

“Los buenos resultados que ha tenido la compañía demuestran la consistencia en la estrategia que estamos llevando adelante en Masisa y la fortaleza de
contar con una presencia diversificada en Latinoamérica”, señaló Roberto Salas, Gerente General de Masisa.