El presidente de la estatal Ecopetrol, Javier Genaro Gutiérrez, explicó que las cifras del proyecto de ampliación de la Refinería de Cartagena (Reficar) están justificadas y fueron aprobadas por la junta directiva de Reficar y conocidas por la junta directiva de Ecopetrol.

Dijo que el presupuesto aprobado el 7 de mayo de este año, es de US$4.854 millones, “cifras que están totalmente explicadas y que fueron aprobadas por la junta de Reficar y analizadas por el comité de negocios de la junta directiva de Ecopetrol”, igualmente fueron revisadas por la junta directiva de la estatal petrolera.

Gutiérrez dijo que este es el presupuesto oficial que es conocido por todas las personas. Insistió en que “este presupuesto respecto al que se tenía anteriormente que fue con el que se hizo la solicitud de crédito ante el Eximbank y (Export-Import Bank of the United States ) que fue el que conoció en mayo de 2011, la junta directiva de Ecopetrol y que había sido aprobado era un presupuesto de US$3.994 millones”.

Indicó que con este monto del presupuesto se obtuvo una financiación por parte del Eximbank del orden de US$3.500 millones. Dijo que las diferencias que se encuentra están “totalmente explicadas y se pueden justificar ladrillo a ladrillo, metro a metro“.

El presidente de la estatal petrolera destacó la permanente preocupación de la junta para hacer un seguimiento permanente al proyecto. Recordó que Hernando José Gómez y Henry Medina, anteriores miembros de la junta directiva de Ecopetrol, ahora hacen parte de la junta de Reficar.

“Sobre esto hay total claridad. Era una información que se conocía, es más el señor ministro de Minas y Energía en la rendición de cuentas en Cartagena habló sobre la cifra oficial del presupuesto del proyecto en 4.854 millones de dólares”, dijo el titular de la empresa petrolera colombiana. “Hay total claridad sobre las cifras y están todas las explicaciones”, insistió.

Frente a la denuncia de la presencia de firmas subcontratistas, el presidente de Ecopetrol dijo que no tiene información sobre “intereses políticos” y anotó que “el responsable del contrato principal es la compañía CB&I y por otro lado hay hayo otros contratos de responsabilidad de Ecopetrol, “no tengo información sobre el punto que me plantea”, presencia de subcontratistas de firmas costeñas pero con sede en Estados Unidos.

El saliente ministro de Hacienda, Juan Carlos Echeverry, y miembro de la junta de Ecopetrol, advirtió que el proyecto va a tener un sobrecosto de US$1.500 millones.

Por ello pidió al presidente de Ecopetrol y al gerente de Reficar, el ex ministro Orlando Cabrales, hacerle gerencia al proyecto.

Lupa de la contraloría. La contralora general, Sandra Morelli Rico, manifestó que ante las denuncias sobre el sobrecosto en el proyecto de la ampliación de la Refinería de Cartagena una primera auditoria no reveló nada anormal.

Sin embargo, recordó que de todas maneras “nosotros ya habíamos recibido la solicitud de control excepcional de la Cámara y las denuncias de la senadora Daira Galvis (Méndez) y habíamos iniciado la investigación de acuerdo a la denuncia que tiene que ver con unos costos muy superiores a los previstos inicialmente para este proyecto”.

Anticipó que se demostró “deficiencias en el principio de planeación contractual porque el incremento de los costos tan considerable, de pronto no se justifica, por las razones que han venido esgrimiendo los responsables del proyecto. Así mismo estamos mirando la manera como se contrató la ampliación y porqué quedó amarrado, específicamente, con esa firma”.

"En honor a la verdad la auditoría nuestra no había nada y por eso tuvimos que volver a iniciar el trabajo a partir de las denuncias", agregó.

La contralora insistió en que independiente de que se justifique ese mayor costo que estanos por verificar, “lo que sí vemos es que no había mucha claridad para dónde iban y por eso ese proyectó costó varias veces más de lo que inicialmente se había planteado”, dijo.

Además manifestó que “el Estado no puede asumir obligaciones como la ‘caja de pandora’ que a medida que va pasando el tiempo van saliendo más sorpresas. Obviamente eso no lo permite la planeación de un Estado sano y unas finanzas estables”.