Quito. Los recursos necesarios para la construcción del Metro de Quito suman US$1.499 millones, de ellos, la mitad será financiada por el gobierno central y el resto por el municipio de Quito, con aportes idénticos de US$749,5 millones.

En el desglose, el caso del gobierno, se encontraron cuatro fuentes de financiamiento. El primero es una asignación presupuestaria de US$49,5 millones; dos aportes de US$250 millones cada uno del Banco Europeo de Inversiones y de la Corporación Andina de Fomento y un cuarto rubro, colocado por el Banco Interamericano de Desarrollo.

En el caso del aporte del Banco Europeo de Inversiones, esta cantidad constituye la mayor cifra asignada a un proyecto fuera del Viejo Continente y es la segunda operación de este banco en la región, luego de su participación en Panamá.

El municipio también ha comunicado el desglose de su monto de inversión: colocará US$123 millones de su presupuesto, más US$80 millones de titularizaciones. Además, US$192,8 millones los pondrán los proveedores del Metro; US$200 millones los pondrá el Banco del Estado y US$153,7 millones serán inversión del Banco del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social.

Este primer balance financiero del Metro fue presentado este lunes por el Secretario Nacional de Planificación, Fander Falconí; el alcalde de Quito, Augusto Barrera y el ministro de Economía y Finanzas, Patricio Rivera.