Quito. Ecuador podría tener nuevas reservas de gas natural en el Golfo de Guayaquil y superar así más de seis veces a las actuales, al pasar de 0,25 a 1,7 trillones de pies cúbicos del carburante natural, como lo explicó el gerente de Gas Natural de Petroecuador, Francisco Rosero.

Las nuevas reservas se encuentran en el mismo bloque 6, donde actualmente Petroecuador tiene instalada la plataforma y extrae 42 millones de pies cúbicos por día en el campo Amistad, antes de propiedad de la empresa privada EDC.

De comprobarse la existencia de estas nuevas reservas en los campos Amistad Norte y Santa Clara, a unas 20 millas al norte de la plataforma, todo el bloque 6 se revalorizaría al pasar de US$580 millones a US$4.000 millones.

“El descubrimiento de nuevas reservas, con el trabajo que se realizó en el 2011, de microsísmica y reinterpretación de las sísmicas 2D y 3D, pudimos ubicar nuevas áreas  que vamos a explorar”, detalló el titular de gas natural.

El gasoducto actual tiene 100 millones de pies cúbicos de capacidad y la producción no la ocupa plenamente; sin embargo, con las nuevas reservas “tendríamos que construir otro gasoducto (de 300 millones de pies cúbicos de capacidad), para cubrir con gas natural la Isla Puná, Posorja, y quizás Guayaquil”, puntualizó.

El plan de aprovechamiento del recurso es abastecer de gas doméstico, electrificar con generadores térmicos y abastecer la demanda de gas para vehículos en las zonas de influencia.