Quito. El ministro de Recursos Naturales no Renovables de Ecuador, Wilson Pástor, dijo este martes que espera inversiones por unos US$7.000 millones en los próximos siete años, en unos cinco proyectos mineros que se firmarían en los próximos meses.

Tres de los cinco acuerdos se concretarían antes de que concluya junio con la canadiense Kinross, que mantiene el proyecto Fruta del Norte, con la empresa de capital chino Ecuacorriente que tiene el proyecto Mirador y la estadounidense International Minerals, que desarrolla el plan Río Blanco.

"Los cinco proyectos en forma acumulada, la inversión va a llegar a los US$7.000 millones. Esto sería aproximadamente en unos siete años que dura el ciclo de poner en marcha una minería a full capacidad", dijo Pástor a periodistas.

Dos acuerdos más con las firmas I'm Gold y Ecuacorriente que desarrolla otro yacimiento, se concretarán durante 2012, a la espera de que concluyan actividades de exploración avanzada.

"Hemos dejado dos contratos que se firmarán el próximo año porque simplemente aún no terminan la fase de exploración avanzada. Eso terminan este año y el próximo podemos tener ya en el primer trimestre la negociación", agregó Pástor.

Ecuador detuvo la actividad minera industrial, que se encontraba en la mayoría de los casos en fase de exploración avanzada, en abril de 2008, para elaborar un marco legal que le permita regular el sector y asegurar mayores recursos para las arcas fiscales.

Una vez creada la Ley de Minería, varias empresas han obtenido permisos ambientales y de utilización de recursos hídricos, acorde a la normativa, con lo que han reiniciado actividades de exploración con miras a firmar con el Estado los contratos de explotación.