Reguladores sanitarios de Estados Unidos detuvieron tres embarques de jugo de naranja de Brasil y seis de Canadá al dar positivo en la prueba para detectar el fungicida carbendazim.

Dos otros embarques de jugo brasileño dieron positivo, pero las firmas decidieron no ingresar el producto al país, dijo la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por su sigla en inglés).

El carbendazim es ilegal en cítricos en Estados Unidos, aunque no representa un riesgo para la seguridad, dijo la FDA.

Los envíos que tengan más de 10 partes cada 1.000 millones del fungicida serán detenidos y los importadores tendrán 90 días para exportar o destruir el producto.