Washington. Estados Unidos emitió licencias para el uso de empresas estadounidenses de equipos de limpieza y para contener derrames de crudo si hubiera una fuga en aguas cubanas, donde pronto estará perforando la empresa española Repsol-YPF, dijo este martes un regulador.

El gobierno está evaluando los planes de seguridad y emergencia de Repsol-YPF, que planea buscar petróleo a 5.600 pies (1.706 metros) bajo las aguas del Golfo de México cuando reciba una plataforma, a fines del 2011, dijo Michael Bromwich, jefe de la Oficina de Seguridad de Medio Ambiente de Estados Unidos.

El plan de exploración de Repsol-YPF es delicado por cuestiones políticas y ambientales para Estados Unidos, que quiere proteger a la costa del estado de Florida de derrames petroleros y a la vez cumplir con el embargo contra Cuba.