Washington. El crecimiento de la demanda mundial de petróleo se acelerará en 2012, mientras que la producción de los países fuera de la OPEP se mantendrá estable, impulsando los precios a un récord promedio de US$99 el barril, dijo el martes el gobierno de Estados Unidos.

El Departamento de Energía también dijo que la producción de la costa estadounidense del Golfo de México caería en 180.000 barriles por día (bpd) el próximo año, luego de caer 220.000 bpd este año.

La estimación destaca el desafío de entregar nuevo suministro, el mismo día en que una comisión de la Casa Blanca recomendó drásticamente reforzar la regulación de la perforación de crudo mar adentro.

El nuevo pronóstico mensual de la Administración de Información de Energía (EIA) hizo cambios leves en el panorama de la demanda de crudo para el 2011, estimando el crecimiento global en sólo 20.000 bpd, un alza del 1,7% anual.

La demanda de petróleo se espera que crezca un 1,9% en 2012, llevando al consumo a un nuevo máximo histórico de 89,65 millones de bpd, después de quebrar este año la mayor demanda esperada de todos los tiempos de 88,02 millones de bpd.

Pero la agencia recortó el crecimiento de la producción de crudo de los países fuera de la OPEP de este año en cerca del 40% a apenas 170.000 bpd de incremento, y dijo que el bombeo subiría unos escasos 20.000 bpd en 2012, por lo que se requiere otro aumento de la oferta del grupo para evitar otra escalada de precios.

La EIA pronosticó además que los precios del petróleo promediarán los US$93 por barril este año y subió a US$99 su valor promedio para el cuarto trimestre del 2012.

Estos son pronósticos más altos que el actual sondeo de Reuters que mostró estimados de US$86,36 y US$92,50 respectivamente.