Santiago. La empresa Mercer Human Resource Consulting realizó un estudio en base a 165 empresas, principalmente multinacionales, que reveló que un 62% de éstas entrega bonos por escolaridad.

 Chile es pionero dentro de Latinoamérica con respecto a estas iniciativas, ya que que países como Argentina y Brasil aún no explotan esta práctica social. Este tipo de bonos es muy bien percibido por parte de los trabajadores ya que representa un aporte extra en un mes del año donde existe un aumento importante de los gastos.

Esta tendencia de las empresas a posicionarse desde la perspectiva del empleado y apoyar en los momentos de mayor esfuerzo, así como del ciclo de vida, se enmarcada dentro de la nuevas perspectiva de la relación empresario-empleado.

Los bonos escolares consisten en una suma de dinero ocasional o periódica que el empleador paga al trabajador, facilitándole con ello el pago de los estudios. Principalmente se considera la educación media y universitaria. Su monto haciende a CLP 72.500 (US$150,8) en promedio para la educación media y CLP 144.000 para el nivel universitario, pagado una vez al año, mayoritariamente en marzo.

Martín Perdomo, líder de Capital Humano para Mercer Chile, afirmó que “el perfil de las empresas que otorgan este beneficios, son aquellas del rubro de la manufactura o que cuentan con trabajadores en niveles de operarios o sindicatos”.