La Paz. Bolivia tiene “importantes retos de integración vial sobre todo con el norte del país, pero después debe mantener esos activos con sus propios recursos, de manera que no haya la necesidad de reconstrucción de esos activos”, dijo el gerente de Infraestructura del Banco Interamericano de Desarrollo, Alexandre Rosa.

Según consigna FM Bolivia, el país es socio del BID hace 50 años y en ese periodo de han prestado al menos US$4.500 millones, lo que ha beneficiado la infraestructura de proyectos de agua, transporte y generación de energía, entre otros.

Rosa dice que el Estado además de tener la capacidad de absorción, es importante que pueda “generar proyectos que sean bancables, que se puedan construir y con tasas de retorno adecuadas”.