La economía de suscripción crecerá este año hasta los US$ 275.000 millones desde los US$ 224.000 millones registrados el año pasado, según proyecta el más reciente estudio Economía de suscripción: estrategias futuras y previsiones de mercado 2022-2026 de Juniper Research.

El informe de la firma especializada en investigación de mercado revela que el alza en el valor de este segmento de negocio estará impulsado principalmente por los bienes físicos, vídeo streaming y música digital.

“Una mayor demanda de entregas de artículos claves, debido a la pandemia de COVID-19, así como el apoyo de la automatización en los servicios de suscripción, son las razones claves para la adopción de estos servicios en estas tres verticales”, destaca Juniper Research en un comunicado.

Según el estudio, estas tres fuentes representarán en conjunto el 75% de los ingresos del mercado global de suscripciones este año.

De ese total, el de bienes físicos es el que representará la mayor oportunidad de ingresos por suscripciones y se espera que aporte un 45% del valor total. “Las suscripciones de bienes físicos han experimentado un aumento en la demanda, con usuarios deseosos de asegurar fuentes confiables de medicamentos y productos esenciales ante la pandemia”, sostiene el estudio.

Por otra parte, el informe de Juniper Research muestra que las suscripciones a servicios digitales, que incluyen música, video streaming, spoken word o podcast y videojuegos, serán una importante fuente de ingresos, representando el 39% del valor de mercado este año. 

En el renglón de la música, que seguirá teniendo como actores claves a Spotify, Amazon Music, Deezer, Apple Music y Tidal, la investigación destaca que la saturación de este mercado ha llevado a que la oportunidad de desarrollo no radique en la suscripción en sí, sino en los otros beneficios que pueden ofrecer como un valor adicional al producto. Un comportamiento que el estudio también encontró en la suscripción de podcasts, que actualmente se basa en ofrecer funciones adicionales, contenido exclusivo o episodios sin publicidad.

En cambio, el segmento de video streaming la tiene un poco más difícil por la creciente competencia. El estudio señala que a diferencia de la música, el futuro del video no dependerá del servicio en sí, sino de su contenido. “Tiene que construir un contenido estable, pero exclusivo para mantener al consumidor dentro de su propio ecosistema”, sostiene.

En cuanto a los videojuegos, es un segmento que en los últimos años ha ido migrando a sistemas basados ​​en suscripción, pero sigue siendo el menos común porque ve en las “microtransacciones” una mejor oportunidad. Aún así, esta industria se está moviendo hacia una suscripción más basada en plataformas de servicios, mostrando una tendencia creciente de editores y proveedores cobrando una cuota mensual a los jugadores a cambio de acceder a un catálogo de próximos juegos, descuentos en tiendas y pruebas beta.

 

El estudio de Juniper Research considera que la creciente adopción de nuevos tipos de dispositivos electrónicos y la mayor disponibilidad de contenido vía streaming, impulsarán aún más la adopción de los servicios por suscripción.

Los métodos de pago son clave

Otra de las revelaciones que muestra el estudio de Juniper Research tiene que ver con los soportes para los distintos métodos de pago como un elemento clave para el futuro crecimiento de servicios basados ​​en suscripción. 

En este sentido, insta a los proveedores de este segmento de negocio a admitir múltiples métodos de pago, incluidos Open Banking y billeteras digitales, para aumentar la comodidad para el usuario final; y recomienda que los proveedores de las plataformas se centren en modos de pagos más populares en sus países para minimizar la fricción en el proceso de pago.