San Salvador. A partir del 1 de enero del 2011 entrará en vigencia el nuevo subsidio del gas domestico para los sectores de escasos recursos, así lo confirmó el Ministerio de Economía del país centroamericano.

La iniciativa, que fue analizada durante el 2010, tiene como objetivo que el Estado ahorre US$50, destinando así la ayuda a quienes más lo necesiten.

En la actualidad, la asistencia es pagada a las compañías privadas encargadas de la distribución, para mantener el precio controlado, según informó Prensa Latina.

Por ejemplo, el envase de 25 libras cuesta poco más de cinco dólares, moneda de curso legal en esta nación desde 2001, y se estima que tras la eliminación del subsidio general, suba hasta unos 12,50.