Dentro de los próximos 45 días, a más tardar, debieran quedar resueltos todos los aspectos relacionados a la implementación del sistema de la portabilidad numérica, es decir, la capacidad de un usuario para poder trasladar su línea telefónica de una compañía del sector a otra, tanto en telefonía fija como móvil, manteniéndo su número telefónico.

Aspectos como los costos implicados, la forma de financiar el sistema, la modalidad en que se escogerá a la entidad que administrará una base centralizada de números telefónicos y cómo se abordará la morosidad de los clientes, entre otros ítems operativos, son algunos de los temas a despejar, de acuerdo a La Tercera.

El subsecretario de comunicaciones, Jorge Atton, plantea que el gran objetivo es que "a más tardar el 1º semestre de 2011 esté a full implementada la portabilidad en Chile".

"Ya recogimos la opinión de todas las empresas. Sabemos qué piensan y hemos recogido experiencia internacional. Tenemos toda la información para tomar las decisiones en el más breve plazo y emitir las normativas correspondiente".

La autoridad recalcó, respecto al manejo de la morosidad de clientes que se cambien de compañías, que es un factor que debe operar de la forma más simple posible. "No queremos gente qye se aproveche de hacer fraudes, pero tampoco queremos empresas poniendo trabas o sistemas complejos y burocráticos", recalcó Atton.