Madrid. La eléctrica española Endesa, controlada por la italiana Enel, dijo el martes que su ganancia neta en el primer trimestre de 2011 alcanzó los 669 millones de euros, un declive de 56,4% desde el mismo período el año pasado.

En una nota de prensa remitida a la Comisión Nacional del Mercado de Valores, la eléctrica destacó que las cuentas del primer trimestre de 2010 incluían una plusvalía de 881 millones de euros por la integración de Endesa Cogeneración y Renovables en Enel Green Power.

Según la compañía, descontando ese efecto, el resultado neto habría aumentado en 4,9% en el primer trimestre de 2011.

Asimismo, los ingresos de Endesa aumentaron un 8,7% a 8.363 millones de euros debido a los mayores precios de venta.

La nota agrega que la salida del perímetro de consolidación de los activos vendidos en 2010 y el incremento de los costes han contribuido a un descenso del 5,5% del Ebitda a 1.775 millones de euros y del 6,1% del Ebit a 1.318 millones.

La deuda financiera neta de Endesa al cierre del primer trimestre era de 12.657 millones de euros, una disminución de 2.679 millones sobre el cierre de 2010.