Tegucigalpa. Unos tres millones de dólares que representan casi 60 millones de lempiras tiene reservados el gobierno para comenzar a cumplir la deuda de Honduras con Petrocaribe, afirmó el presidente Porfirio Lobo.

"Lo que sé es que heredamos una deuda con Petrocaribe a un plazo largo y que tenemos actualmente una mora que se le comunicó a Venezuela, están reservados los fondos, aproximadamente tres millones de dólares están reservados porque es parte del reordenamiento financiero que tenemos en el país".

Durante el gobierno de Manuel Zelaya, Honduras se incorporó a la iniciativa de Petrocaribe, que permitió adquirir combustible fiado.Aunque esta iniciativa no dejó ningún beneficio a los consumidores porque no hubo precios más bajos, sí permitió al gobierno obtener recursos para financiar sus actividades.

Al momento de suscribirse el convenio, el gobierno de ese entonces afirmó que los fondos (provenientes del combustible que no se pagaría a Venezuela) estarían en un fideicomiso que sería manejado o vigilado por el sector privado, social y por las iglesias.

El endeudamiento proveniente de este convenio sería pagado en más de 20 años de plazo, dos años de gracia y uno por ciento de interés.

Según lo informado por Enrique Flores Lanza, en enero de 2008, los recursos se usarían exclusivamente para la construcción de represas hidroeléctricas.

Además, la ENEE percibiría recursos frescos para disminuir las pérdidas técnicas, mejoramiento de líneas de conducción, transformadores, estaciones.

Asimismo se crearía un fondo para el desarrollo social en materia agrícola de pequeña y mediana empresa y para construcción de viviendas.Curiosamente, los recursos de Petrocaribe fueron gastados en su totalidad y no se cumplieron los propósitos para los cuales se suscribió el convenio.

De hecho, no hay nuevas represas, ni disminución de pérdidas o mejoramiento de líneas de conducción eléctrica. Tampoco hay un auténtico fondo agrícola o proyectos de vivienda para familias de escasos recursos.

El gobierno Lobo Sosa admitió el pasado jueves que ya no hay un cinco de los fondos de Petrocaribe .En el tiempo que estuvo vigente la iniciativa, el país tuvo acceso a US$183,6 millones.

De estos fondos, la empresa petrolera de Venezuela recibió US$80,3 millones, en cumplimiento al convenio que establecía un pago proporcional 90 días después del arribo de cada embarque con bunker.

Agotados recursos de Petrocaribe Según las autoridades de Finanzas y Banco Central de Honduras, la ENEE recibió US$50,9 millones, sin embargo, Finanzas advierte que ni ellos saben cómo se usaron esos fondos.Lo que se presume es que sirvieron para financiar las actividades de la primera fase del proyecto Patuca III.

Además, se transfirieron US$44,5 millones a la Secretaría de Agricultura, Soptravi y Banhprovi y los restantes US$8,5 millones se utilizaron, según Finanzas, para atender el Bono Tecnológico.

En suma, la deuda de Honduras con Petrocaribe asciende a US$103,9 millones. Pese a que no hubo un manejo claro sobre el uso a los fondos Petrocaribe y a que no hay obras tangibles derivadas de ese enorme endeudamiento, ayer Lobo Sosa insistió que le interesa que Honduras vuelva a Petrocaribe para obtener "un respiro" económico y garantizar los programas sociales aunque ello represente un mayor endeudamiento del país.

"Nos interesa continuar con este programa, que se reanude, porque es muy importante para dar un respiro a lo que son muchos programas sociales, de hecho ustedes pueden ver que hay muchos programas que se están implementando", argumentó.