Washington. La computadora iPad de Apple ha generado mucho entusiasmo desde que se anunció en enero, pero un día antes de su lanzamiento oficial aún no hay multitudes aguardando por ella, a diferencia de lo que ocurrió cuando la empresa lanzó el teléfono iPhone hace tres años.

A media tarde de este viernes, sólo un puñado de clientes hacía filas en las tiendas de Apple en Nueva York, Washington, Boston, San Francisco y Los Ángeles.

Pero, a diferencia de lo que ocurrió con el debut del iPhone en 2007, no hay necesariamente una razón para esperar en una fila por el iPad, antes de que salga a la venta el sábado en la mañana, al menos para quienes fueron previsores.

Apple ha estado tomando pedidos anticipados para comprar el iPad desde mediados de marzo, con la garantía de quienes lo demandaron por internet obtendrán la nueva computadora de pantalla táctil este sábado, ya sea recogiéndola en una tienda o a través de envíos a domicilio.

Se espera un gran éxito de la computadora 'tablet' este fin de semana. Los pedidos anticipados puede que hayan hecho el lanzamiento del iPad más eficiente desde el punto de vista de los consumidores, pero también consiguieron reducir la emoción que generaban las multitudes que esperaban en largas filas desde el día anterior a un estreno de producto.

Por supuesto, sigue habiendo gente con paciencia suficiente para esperar una noche.

En la tienda emblema de Apple en la Quinta Avenida de Nueva York, unas 10 personas esperaban en una fila este viernes, provistas de sillas de playa, paraguas, chaquetas, comida de Mc Donald's, tapetes para acampar y otros adminículos para sobrevivir a la espera del primer día de venta.

El iPad es el lanzamiento más importante de Apple desde el iPhone y Wall Street está ansioso por ver la respuesta de los consumidores al aparato, por lo que las multitudes en las tiendas de Apple este fin de semana pueden ofrecer una señal temprana de su popularidad.

Todo estaba tranquilo a mediodía en la tienda de Apple de la calle Bolyston en Boston.

Mark y Angela Rebbettes, de visita desde Londres, dijeron en una tienda de Apple, que planean visitarla de nuevo este sábado en la mañana para tratar de ver el iPad.

"Creo que todos están interesados", dijo Mark Rebbettes, un vendedor. Finalmente cree que comprará uno, aunque Angela no entiende muy bien el propósito del aparato.

Analistas dicen que la empresa ya ha recibido varios cientos de miles de pedidos anticipados, y que las ventas en un primer año pueden estar entre los 4 millones y 7 millones de unidades.

El gran día. Apple ha puesto en juego buena parte de su reputación con el iPad, etiquetado como una nueva y revolucionaria categoría de dispositivo digital: una computadora portátil ligera que combina los mejores atributos de un teléfono inteligente y una computadora portátil.

El iPad es una pantalla táctil de 9,7 pulgadas (24,6 centímetros) que parece un teléfono iPhone de mayor tamaño y que usa el mismo sistema operativo.

El aparato se venderá a partir de US$ 499 para un modelo con Wi-Fi de corto alcance y hasta por US$800 para la versión más rápida y con señal 3G que permite conectarse en cualquier lugar.

El iPad está diseñado para recibir todos los contenidos para medios, desde juegos y vídeos, a libros y revistas. Los analistas dicen que los contenidos son clave para el éxito del producto.

Apple está lanzando al mismo tiempo su tienda digital de libros para competir con el Kindle de Amazon.com.

Los comentarios sobre el iPad, en general positivos, se han centrado en la facilidad de uso y la duración de la batería.

El lanzamiento de este sábado será sólo en Estados Unidos y únicamente del modelo Wi-Fi; en otros nueve países estará disponible a fines de mes.