Bolivia reducirá los volúmenes de gas natural enviados a la Argentina y al Brasil por debajo de los niveles mínimos contractuales, debido al mantenimiento de las plantas de procesamiento de los megacampos Sábalo y San Alberto.

De acuerdo a los contratos vigentes de compra-venta de gas, Bolivia debe enviar al Brasil un volumen mínimo de 24,06 millones de metros cúbicos día (MMmcd) y un máximo de 31,5 MMmcd. El convenio con Argentina, por su parte, establece un tope de 7,7 MMmcd y un mínimo de 5 MMmcd.

“En enero, los volúmenes de envío de gas a la Argentina y el Brasil serán muy inferiores a lo establecido, porque se está haciendo mantenimiento en las plantas de San Alberto y Sábalo”, informó ayer a La Razón el presidente de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) Corporación, Carlos Villegas.

La reducción de envíos de gas fue consensuada con los operadores de ambos países, Petrobras (Brasil) y Enarsa (Argentina), y tiene el objetivo de incrementar los volúmenes de producción. “El mantenimiento es parte del contrato, porque nos conviene a todos por el incremento de la producción a partir de marzo”, indicó el ejecutivo.

Plantas. La primera planta de procesamiento de gas que entró en mantenimiento es la del campo Sábalo. De acuerdo a nominación, estos trabajos estaban programados para fines de octubre; sin embargo, se postergaron debido a la demanda registrada en la pasada gestión, señala un informe de YPFB.

Aunque produce “por el momento” 360 millones de pies cúbicos día de gas (MMpcd), esta planta tiene la capacidad de producir 473 MMpcd, volumen que se incrementará hasta 540 MMpcd, de acuerdo al informe técnico de la Gerencia Nacional de Fiscalización de YPFB.

Por otro lado, la planta del campo San Alberto ingresará en mantenimiento en los próximos días; entretanto, las actividades de producción son normales. En este caso, los trabajos incluyen la adecuación para asimilar la producción del campo Itaú, el cual será trasportado a través de un nuevo gasoducto.

De acuerdo a los planes de desarrollo de campos en curso, San Alberto incorporará también en enero y marzo, respectivamente, los nuevos volúmenes de producción provenientes de los pozos SAL 15 y SAL 17.

En la actualidad, la producción de la planta de procesamiento de gas de campo Margarita se mantiene prácticamente al tope, por lo cual se iniciaron los trabajos de construcción de una nueva que permitirá incorporar una mayor producción de pozos en desarrollo, así como la producción del campo Huacaya.

Según datos de YPFB Transporte, en diciembre, el promedio de envíos de gas a la Argentina fue de 5,8 MMmcd y al Brasil de 24,5 MMmcd. En los tres primeros días de este mes, el promedio de envíos a la Argentina llegó a 7,7 MMmcd y al Brasil se redujo a 21,2 MMmcd.

Compromiso. El 30 de noviembre, Carlos Villegas se reunió en la ciudad de Santa Cruz con autoridades del Gobierno argentino y ejecutivos de Energía Argentina Sociedad Anónima (Enarsa). En el encuentro, el titular de YPFB se comprometió a incrementar los volúmenes de exportación de gas natural a ese país a 7,7 MMmcd, desde el 1 de enero de esta gestión.

“Tenemos ese compromiso con la Argentina, (pero) en enero no vamos a mandar los 7,7 (MMmcd)”, indicó el presidente de YPFB a La Razón, a tiempo de explicar que el incumplimiento se debe al mantenimiento programado de las plantas de procesamiento de los campos mencionados.

El Anexo D de la adenda al contrato suscrito entre Bolivia y Argentina señala que desde el 1 de mayo del 2010 hasta el 30 de abril del 2011, la petrolera estatal YPFB garantiza a su par de Enarsa una provisión mínima de 5 MMmcd de gas natural y una máxima de 7,7 MMmcd.