La Paz. Un tren que llegue hasta los 300 o 350 kilómetros por hora en marcha es el deseo del presidente Evo Morales sobre el proyecto del bioceánico. Asegura que se podría recorrer hasta en cuatro horas desde Santa Cruz hasta La Paz.

El Mandatario estuvo este domingo en un acto de entrega de infraestructura en Cochabamba. Retornó al país desde el Vaticano, donde acompañó la consagración del cardenal boliviano Toribio Ticona y se reunió con el papa Francisco. 

Morales comentó que hay interés de Rusia y España en el proyecto regional, además de China, Alemania y Suiza. 

“Empezamos la última etapa de proyecto a diseño final. El tren que deseamos esperamos que sea un tren de alta velocidad, hay de 300 kilómetros por hora”, afirmó Morales.

Comentó que el vehículo eléctrico podrá recorrer hasta en cuatro horas desde Santa Cruz hasta La Paz y advirtió de que el principal problema sería el ascenso hacia la serranía por lo que ya se hacen estudios para resolver esa eventualidad.

El tren bioceánico prevé el vínculo entre los puertos Santos, de Brasil, e Ilo en Perú, para consolidar el vínculo de los océanos Atlántico y Pacifico. Bolivia, Brasil, Perú, Paraguay y Uruguay son socios vigentes del proyecto regional.