Ciudad de Panamá. La Empresa de Generación Eléctrica (Egesa) y Odebrecht Energy Luxembourg ha renegociado los términos del contrato firmado durante la administración anterior, para la construcción de la hidroeléctrica Chan 2 anunció este jueves la Secretaria de Energía.

Egesa y Odebrecht acordaron que el Estado tendrá una serie de derechos de veto como accionista minoritario, esto según Egesa es para “proteger los intereses nacionales durante el desarrollo de la concesión”.

Señalaron que el gobierno no tendrá que aportar recursos adicionales al precio de la construcción que fue presentado por el contratista en su propuesta para la licitación. De modo que cualquier aumento en el precio de la construcción no podrá ser transferido al gobierno, salvo que sean ajustes en el costo de la mano de obra.

El Estado tiene ahora la opción de adquirir hasta el 49% de las acciones de Chan 2, mientras que hoy en día el gobierno tiene el 23% de las acciones y podría ejercer esa opción de compra hasta el 31 de diciembre de 2017, si lo juzga conveniente para el país.

“Son buenas noticias para el país. Primero, porque el precio de la obra se mantendrá fijo. Y segundo, porque los derechos de veto conseguidos nos dan control sobre la ejecución del proyecto”, destacó Belisario Tejada, gerente general de Egesa.

La hidroeléctrica Chan 2, tendrán una capacidad instalada de 213 MW, y se desarrollará bajo el esquema de socios estratégicos.

Chan II es una inversión privada la cual una vez construida, tendrá la capacidad de regulación de 90 días, aportando al sistema de distribución.