La Paz. El presidente Evo Morales afirmó ayer que las tierras con capacidad o potencialidad productiva de alimentos deben ser preservadas y no utilizadas para otros fines que hagan culto al cemento.

"Tenemos la obligación de cuidar las tierras para que produzcan alimentos, mucho más en instancias en que el mundo está afectado por una crisis alimentaria", dijo Morales.

El Jefe de Estado inauguró en la localidad de El Paso, del departamento de Cochabamba, invernaderos para la producción de plantines y semillas que sustenten proyectos de siembra, además de silos que almacenarán reservas de alimentos.

También exhortó a los bolivianos a prepararse ante la crisis alimenticia que afecta y se vive en el mundo.
Agregó que con esa proyección es que se promueve un proyecto de ley para el adecuado uso de las tierras.

El mandatario manifestó que en el pasado, los recursos naturales eran entregados a intereses privados cuyo fin era beneficiarse de su explotación irracional y no cuidar el medio ambiente. En anterior ocasión, Morales dijo que la crisis de producción de alimentos podría convertirse en una oportunidad para que Bolivia se convierta en una nación exportadora de esos productos.