La Paz, EFE. El presidente de Bolivia, Evo Morales, anunció que el próximo 5 de abril se reunirá en el oriente de este país con su homóloga de Brasil, Dilma Rousseff, para inaugurar una carretera interoceánica, acto al que invitarán al mandatario peruano, Ollanta Humala.

Morales dijo en una rueda de prensa que conversó al respecto con Rousseff durante la reciente cumbre presidencial África-Suramérica en Guinea Ecuatorial.

La inauguración se hará en la población de San José de Chiquitos, en el departamento oriental de Santa Cruz, fronterizo con Brasil y Paraguay, "para seguir buscando una integración en beneficio de los pueblos" de los tres países, dijo el mandatario boliviano.

El denominado corredor interoceánico favorecerá el comercio entre la costa de Brasil en el Atlántico, Bolivia y los puertos de Perú en el Pacífico, aunque el proyecto original que data de 2007 incluía a las terminales marítimas del norte de Chile, en lugar de las peruanas.

Morales anunció hace poco que su país iba a dar prioridad a la integración con Perú por medio de ese "corredor" ya que los empresarios bolivianos tenían problemas con los puertos de Chile.

El gobierno boliviano también está confrontado con el del presidente chileno, Sebastián Piñera, por la demanda marítima boliviana y por la detención de tres soldados, de entre 18 y 20 años, en el norte de Chile a los que Morales considera "rehenes políticos".