Santiago. Pese al paquete de medidas paliativas anunciadas ayer para enfrentar el aumento en el precio del gas en la austral zona de Magallanes, hoy los ex presidentes chilenos Ricardos Lagos y Eduardo Frei cuestionaron con fuerza la actuación de la administración del mandatario Sebastián Piñera,

"Lo de Magallanes es muy injusto porque es cierto que ellos tienen una subvención respecto del gas, pero también pagan más que el resto del país por la mayoría de los bienes que consumen", dijo Lagos. 

Y añadió que es necesario "tomar medidas más concretas y entender que el mercado no resuelve las cosas".

Mientras Frei dijo que hace falta la implementación de una política energética, agregando que "el Presidente en todas partes ofrece una cosa y hace otra, lo que es constante en este gobierno".

Esta semana la Empresa Nacional del Petróleo (Enap) anunció un alza de 16% en las cuentas para los habitantes de Magallanes, localidad austral de Chile y que justamente por ubicarse al extremo sur del país utiliza más gas.

Ante la medida de inmediato se produjeron manifestaciones espontáneas de la población que además buscó aprovisionarse del máximo de combustible. Ante ello el gobierno de Sebastián Piñera llamó a la calma y entregó un paquete de cuatro medidas destinadas a enfrentar esta contingencia,

Las iniciativas contemplan en primer lugar la creación dentro de los próximos cuatro meses de la primera sucursal regional de la Agencia Chilena de Eficiencia Energética en Magallanes con una inversión de $7000 millones de pesos (US$13.908.700).

También se desarrollará un plan de apoyo de recambio de los artefactos a gas por otros más eficientes, para las familias más vulnerables, con tecnologías más eficientes que permitan tener una mejor calidad de vida con un consumo menor de gas.

Esta medida permitirá que el próximo invierno 2.000 calentadores cuenten con tecnología más eficiente, lo que beneficiará a 8.000 personas de la región.

En paralelo se entregaran 1.000 subsidios de reacondicionamiento térmico para viviendas destinado a las familias más vulnerables de la región del Magallanes.

Y finalmente se duplicará el número de subsidios que existe dentro del programa de gas natural, se estima que así 6.000 personas se favorecerán con este beneficio.