Sao Paulo. Las exportaciones de etanol de Brasil seguirán lentas en el 2011 incluso si expira a fin de año una tarifa de importación estadounidense sobre el biocombustible, dijeron el viernes analistas y funcionarios de la industria azucarera.

Un alza moderada en la producción de la cosecha de caña, si es que la hay, la próxima temporada y altos precios del azúcar limitarán la producción de etanol, afirmaron.

El Congreso estadounidense está negociando suprimir tarifas de entrada al etanol en una legislación de recortes impositivos y habría una primera votación el lunes en el Senado.

"Cualquier aumento sustancial en la producción (en respuesta a un cambio en la tarifa) podría esperarse sólo a partir del 2012", dijo Plinio Nastari, presidente de la consultoría Datagro.

Se espera que la cosecha de caña de Brasil 2011/12 (abril-marzo) sólo suba levemente o incluso caiga respecto a la zafra actual, dependiendo del clima.

Se espera que lluvias menores al promedio este año y una lenta renovación de los campos afecte a los rendimientos. Si eso se confirma, esta caída sería la primera para la caña de azúcar en 11 años.

"Si Brasil tuviera un exceso de caña, sería diferente", dijo Antonio de Padua Rodrigues, director técnico en la asociación de la industria azucarera, Unica, quien agregó que el impacto de acabar con la tarifa sería "poca o casi ninguna en el corto plazo".

Y con los precios internacionales del azúcar cerca de niveles máximos en 30 años, se espera que los ingenios azucareros le den prioridad al endulzante en desmedro del etanol.

Esto probablemente eleve los precios del biocombustible a nivel local, reduciendo su competitividad en el exterior.

En el 2008, con bajos precios de etanol en el mercado brasileño, las exportaciones a Estados Unidos alcanzaron los 3.000 millones de litros, incluyendo embarcaciones directas y a través de plantas de procesamiento en el Caribe.
Este año, deberían llegar a 150 millones de litros.

Los operadores esperan que las exportaciones de etanol en 2011/12 no varíen mucho respecto a esta temporada, en que llegaron a cerca de 1.500 millones de litros.

La producción de Brasil en el 2010/11 sumará cerca de 28.400 millones de litros, frente a 25.800 millones de litros en el 2009/10.