El Instituto Boliviano del Cemento y el Hormigón (IBCH) emitió este martes un comunicado donde indica que la falta de gas natural impide a las industrias cementeras subir su capacidad de producción y atender de manera adecuada la creciente demanda de cemento, sobre todo en Santa Cruz.

“El IBCH, en representación de la industria nacional del cemento, informa a la opinión pública que la alta demanda de cemento en el mercado de Santa Cruz ha superado temporalmente a la oferta debido a la falta de gas natural suficiente, que imposibilita a la industria cementera utilizar toda su capacidad instalada”.

La IBCH dice que mientras no se cuente con todo el gas natural necesario para incrementar la producción, “se está recurriendo a la importación de clinker para abastecer el mercado cruceño donde se ha generado escasez temporal”.

En el comunicado no se hace mención a los volúmenes de gas que habría reducido YPFB y los que se necesitan para producir la suficiente cantidad de cemento para atender la demanda doméstica.

“Estamos realizando todos los esfuerzos para abastecer el mercado y garantizar la adecuada provisión de cemento y evitar mayores contratiempos al sector de la construcción”.

Finalmente, la entidad exhortó a los distribuidores y comerciantes minoristas a no caer en la especulación. “La coyuntura es pasajera”, afirma el IBCH en el comunicado.

La información se entrega en momentos en que el gobierno boliviano importará cemento venezolano para hacer frente a la escasez del producto, cuya demanda creció en las últimas semanas, informó la ministra de Desarrollo Productivo, Antonia Rodríguez.

Dijo que el Gobierno agilizará los acuerdos comerciales que Bolivia firmó con Venezuela, que incluyen el cemento, para una rápida importación, según informó la Agencia Boliviana de Información (ABI).

Con información de La Razón y El Mundo de Venezuela.