Santiago. El ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca de Argentina, Julián Domínguez y el representante regional de la FAO para América Latina y el Caribe, José Graziano da Silva, firmaron dos convenios para la cooperación técnica en proyectos de riego, por un total de US$6,8 millones.

Los convenios están enfocados en proyectos de inversión de riego, destinados a la preparación de estudios sectoriales, proyectos de inversión, capacitación y asistencia técnica.

El primero, de alcance nacional, cuenta con un monto total de US$3,7 millones, mientras que el segundo, orientado a la provincia de Mendoza, reúne una suma de US$3,1 millones. Ambos serán ejecutados en el marco del Programa de Servicios Agrícolas Provinciales, PROSAP.

“El trabajo conjunto  entre el sector público y privado nos permite mejorar la eficiencia de la actividad agropecuaria y concretar inversiones que mejoran la calidad de vida de los pequeños y medianos productores”, afirmó Domínguez.

“Gracias a su enorme importancia agrícola, Argentina puede convertirse en un gran aliado en la lucha contra el hambre en nuestra región. Esperamos que esta cooperación sea un apoyo fundamental para el desarrollo de su agricultura,”, señaló José Graziano da Silva.

“Es necesario tomar conciencia de nuestras capacidades  y mostrar al mundo el potencial que tenemos como productores de alimentos”, agregó el Ministro.

El acuerdo se concretó en el marco del VI Encuentro Nacional del Programa de Servicios Agrícolas Provinciales (PROSAP), realizado en Salta entre el 10 y el 12 de noviembre.

A través del PROSAP, el Gobierno argentino ha otorgado fuerte respaldo a la realización de obras de infraestructura para el sector agropecuario. En total, en los últimos 7 años se firmaron contratos por más de US 700 millones destinados a la construcción de canales, obras de riego, caminos y tendidos eléctricos, entre otras inversiones.