El Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México (GACM) adjudicó la noche de este miércoles al consorcio integrado por la holandesa Netherlands Airport Consultans y las mexicanas Sacmag y Tadco Constructora el contrato para realizar el proyecto ejecutivo de pistas, rodajes, plataformas, ayudas a la navegación y otras obras para el Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM).

La propuesta económica presentada fue de 1.252 millones de pesos (US$85,6 millones), 28,8% por debajo de la oferta más alta, dio a conocer la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), sin ofrecer mayores detalles del resto de las propuestas participantes en la licitación que inició en noviembre pasado.

Dicha adjudicación marcan el inicio de los trabajos encaminados a desarrollar la principal obra de infraestructura de la actual administración, presentado el pasado tres de septiembre y que implicará una inversión superior a los 160.000 millones de pesos (US$10.943 millones).

Para emitir el veredicto, GACM contó con el apoyo de Parsons International Limited, en su calidad de asesor técnico, para la evaluación de las cuatro propuestas que recibieron.

“Después de realizar una rigurosa investigación de mercado, se decidió invitar a empresas mexicanas con capacidad técnica, administrativa, financiera y de gestión... en asociación con, al menos, una de las mejores empresas de ingeniería internacionales con amplia experiencia en el diseño e ingeniería de detalle de grandes aeropuertos, que operan con más de 30 millones de pasajeros por año”, se informó.

El proceso, aseguró la SCT, tuvo el acompañamiento de la Academia de Ingeniería, como testigo social independiente, representada por el Octavio Rascón Chávez.