Madrid. Fitch rebajó este lunes las calificaciones de las principales entidades financieras españolas -Santander, BBVA, Bankia y Caixabank- como consecuencia del reciente recorte en la nota de la deuda soberana española.

La agencia bajó la calificación de emisor de Santander a "A" desde "AA-", la de Banco Bilbao Vizcaya Argentaria (BBVA) a 'A' desde 'A+', la de Bankia a 'BBB+' desde 'A-' y la de CaixaBank a 'A-' desde 'A'.

"Fitch cree que hay una estrecha relación entre los riesgos de la deuda pública y de los bancos (y por lo tanto de los ratings), y es inusual que los bancos estén calificados por encima de los países a los que pertenecen", dijo la agencia.

Entre otros factores, los analistas de la agencia señalan las abultadas carteras de deuda soberana nacional que suelen tener los bancos y añaden que el acceso, costo y estabilidad de la financiación de estas entidades están muy relacionados con la percepción del riesgo soberano.