Argel. La compañía energética francesa Total anunció el inicio de operaciones en el yacimiento de Timimoun en colaboración con la argelina Sonatrach y la española Cepsa, informó el sitio web TSA.

Con una capacidad de 5 millones de metros cúbicos de gas diarios, equivalente a alrededor de 30.000 barriles de crudo, el campo es operado por Sonatrach (51%), Total (37,75%) y Cepsa (11,25%).

La producción del yacimiento de gas será garantizada por 37 pozos conectados al nuevo gasoducto GR5 que transporta gas de los depósitos del suroeste de Argelia a la estación compresora del G5 en la planta de Hassi R'mel, indicó Total.

Este año se inaugurarán otros dos yacimientos, Touat con una capacidad de 12,8 millones de metros cúbicos diarios y Reggane Nord con una capacidad de 8 millones de metros cúbicos diarios.

El Banco de Argelia señaló que una vez que entren en operación estas plantas de gas, el sector energético del país del norte de Africa logrará un crecimiento de 6,5%.

El mes pasado, el director de Sonatrach, Abdelmoumen Ould Kaddour, reveló que la compañía invertirá US$56.000 millones en los próximos cinco años como parte de su nueva estrategia.

La economía argelina depende de la industria petrolera. En 2015-2019 las inversiones en el sector energético ascendieron a US$90.000 millones, en medio de las expectativas para incrementar la producción a 225 millones de toneladas este año, en comparación con las 195 millones de toneladas en 2013.

Argelia busca aumentar su inversión en hidrocarburos para contener la crisis financiera a raíz de la disminución del precio del crudo en el mercado mundial y de la erosión de sus reservas internacionales, las cuales disminuyeron de US$200.000 millones en 2014 a US$97.000 millones.

El gobierno acelerará el proceso de revisión de la ley de hidrocarburos vigente desde 2006 para atraer más inversionistas y compañías para explotar nuevos yacimientos.