Londres. El costo de alimentos básicos como la carne y los lácteos sigue aumentando y los minoristas tendrán dificultades en traspasarlo a los golpeados consumidores, dijo Ahold este martes tras reportar utilidades trimestrales mejores a las esperadas.

Ahold, que realiza cerca de un 60% de sus ventas en Estados Unidos, informó de un incremento de un 8,6% en su utilidad operacional del primer trimestre gracias a que la Pascua se celebró antes este año y por un mejor desempeño en su mayor mercado.

No obstante, el grupo dijo que los consumidores en Estados Unidos siguen presionados y que el mercado es altamente competitivo. El grupo reportó además resultados más débiles de los esperados para Holanda.

"Podríamos haber visto una luz en el primer trimestre, pero (...) la economía está realmente bajo una presión continua", dijo el presidente ejecutivo, Dick Boer, sobre el mercado estadounidense.

"La inflación continuará (...), (y es) bastante significativa", agregó.

Destacó que los precios de los productos lácteos habían aumentado entre un 8% y un 9% adicional en Estados Unidos en las últimas semanas.

Las acciones de Ahold caían un 1,92% a 9,56 euros a las 1247 GMT.

Los minoristas en todo el mundo están teniendo dificultades para traspasar los crecientes costos de los alimentos a los consumidores, que sufren por los mayores precios de los combustibles.

Chris Hogbin, analista de Bernstein, dijo que la mejoría en el desempeño de Ahold en Estados Unidos tras el decepcionante trimestre previo sugería que la debilidad en Holanda podría ser sólo temporal.

Ahold, con 2.970 tiendas en 12 países, dijo que logró una utilidad operacional de 444 millones de euros en las 16 semanas terminadas el 24 de abril, superando la previsión promedio de analistas en un sondeo de Reuters por 418 millones de euros.

Las ventas comparables en Estados Unidos, donde el grupo maneja Stop & Shop, Giant-Landover y Giant-Carlisle, subieron un 3,2% sin considerar el petróleo.