Santiago. La ganancia de la banca chilena anotó un alza marginal del 0,34% al cierre del tercer trimestre, en una señal de desaceleración en un período marcado por mayores gastos en provisiones y menores ingresos pese a un alza en los préstamos.

Entre enero y septiembre, la banca en su conjunto sumó una utilidad equivalente de US$2.732 millones, informó este miércoles la Superintendencia de Bancos e Instituciones Financieras (SBIF).

No obstante, los beneficios de las entidades financieras anotaron una contracción del 24,51% en el noveno mes frente a agosto, a US$185 millones.

"En el mes, los índices de riesgo de crédito mostraron un aumento. El índice de provisiones sobre colocaciones creció respecto del mes de agosto, influenciado por mayores provisiones mientras que los indicadores de morosidad de 90 días o más y de cartera deteriorada también aumentaron", dijo el regulador.

La ganancia del Banco Santander Chile, la mayor entidad por activos del país sudamericano, sumó 437.128 millones de pesos (US$661 millones) entre enero y septiembre, mientras que el Banco de Chile obtuvo beneficios por 433.351 millones de pesos (US$655 millones).

Los préstamos totales registraron un avance interanual del 6,88% en los últimos 12 meses medidos a septiembre. Sin embargo, los créditos disminuyeron frente al mes previo por una menor expansión de la cartera comercial y de los préstamos hipotecarios.