Reuters.- Citigroup Inc reportó el viernes una ganancia trimestral mejor a la esperada, ayudado por menores gastos, mayores ingresos por intermediaciones de bonos y la fortaleza de su negocio de banca de consumo en México.

Los inversores habían estado esperando los resultados de los cinco grandes bancos de Wall Street tras la escalada de la guerra comercial entre Estados Unidos y China, lo que se sumó a algunas advertencias de ejecutivos sobre un potencial crecimiento tenue de las empresas.

Citigroup reportó un aumento del 9% de sus ingresos de intermediación de bonos, superando a su rival más grande, JPMorgan Chase & Co, que reportó una caída del 10% en los ingresos por operaciones de renta fija.

Las acciones del banco subían cerca de 1% a US$69,06 a las 1430 GMT. Hasta el cierre del jueves, los títulos de Citi han perdido un 8% de su valor en el año, en comparación con una caída del 5% del índice del sector bancario KBW Bank.

Las ganancias del tercer banco más grande de Estados Unidos por activos aumentaron a US$4.620 millones en el tercer trimestre finalizado el 30 de septiembre, desde los US$4.130 millones del mismo periodo del año anterior.

Citigroup reportó un aumento de 2% en los ingresos de su división de banca de consumo global. El banco recientemente reestructuró su negocio de consumo en Estados Unidos para operar de una forma similar a como lo hace en Asia y México, donde ha estado obteniendo mejores resultados.

Los ingresos de su división de banca de consumo en América Latina aumentaron un 20%, la que incluye una ganancia por la venta de un negocio de gestión de activos en México. Sin contar esa ganancia, los ingresos aumentaron un 8% sobre una base cambiaria constante, impulsando un 3% los ingresos de la banca de consumo global.

Las ganancias del tercer banco más grande de Estados Unidos por activos aumentaron a US$4.620 millones en el tercer trimestre finalizado el 30 de septiembre, desde los US$4.130 millones del mismo periodo del año anterior.

Las utilidades por acción aumentaron de US$1,42 a US$1,73, ayudadas por recompras de acciones que redujeron en un 8 por ciento los títulos en circulación respecto al año anterior. Los analistas en promedio esperaban ganancias por papel de US$1,69, según datos de Refinitiv.

Los ingresos totales, en tanto, cayeron ligeramente a US$18.390 millones, desde los US$18.420 millones del año anterior.