Monterrey. La mexicana Homex, una de las mayores constructoras de vivienda del país, dijo este lunes que ajustó a la baja su meta de crecimiento para el 2011, luego de reportar una caída en su utilidad neta del tercer trimestre.

Homex detalló que espera aumentar sus ingresos entre un 12% y un 14% este año, ligeramente abajo de la meta anterior de entre un 13% y un 16%.

La constructora explicó que durante el tercer trimestre enfrentaron retrasos en la cobranza en México y en Brasil, que podrían tomar más tiempo de lo esperado en resolverse.

"En México, nuestras operaciones fueron impactadas particularmente por retrasos con el programa de Subsidios 2x1" (un subsidio gubernamental), agregó.

Homex dijo que su ganancia neta cayó en el tercer trimestre afectada por mayores costos generados por la depreciación del peso, pese a mejores ventas.

Detalló que su ganancia neta fue de 445 millones de pesos (US$32 millones) en el tercer trimestre frente a los US$480 millones del mismo periodo del año pasado.

La constructora dijo que sus ventas sumaron 5.699 millones de pesos, un 10,3% más que en el periodo del julio a septiembre del año pasado, apoyada por un mayor volumen, la comercialización de terrenos comerciales y contratos de servicios de construcción con el gobierno mexicano.

"Nuestros resultados fueron opacados por efectos no monetarios de la depreciación del peso mexicano frente al dólar", explicó la compañía en un comunicado.

El peso mexicano se depreció en el trimestre alrededor de un 15% frente al dólar.

La constructora, que tiene sus oficinas centrales en la norteña ciudad de Culiacán, agregó que sus ganancias antes de intereses, impuestos, depreciación y amortización (Ebitda) creció un 11,3% a 1.270 millones de pesos.

Las acciones de Homex ganaron un 4,94% en la bolsa local a 32.52 pesos, antes del reporte.