Río de Janeiro. La ganancia del gigante minero brasileño Vale habría subido cinco veces en el segundo trimestre por mayores precios del mineral de hierro, gracias a un nuevo sistema trimestral para fijar el costo del insumo.

Se espera que Vale, el mayor productor mundial de mineral de hierro, reporte una ganancia neta de US$3.830 millones cuando divulgue sus utilidades del segundo trimestre el jueves tras el cierre de los mercados, según el promedio de estimaciones de seis analistas, lo que representaría un aumento de un 384% respecto al año anterior.

Vale mudó este año a un sistema de fijación trimestral del precio, tras el abandono del antiguo sistema referencial de fijación anual de precios luego de disputas con China, el mayor comprador mundial del metal.

El salto interanual habría sido impulsado también por la recuperación económica mundial que potenció los precios de las materias primas a mediados del 2009, así como también por los mayores volúmenes de venta de mineral y de pellets de hierro.

La ganancia de Vale probablemente subió un 139% respecto al primer trimestre, gracias a un incremento del cerca del 100% de los precios del mineral de hierro debido al cambio al sistema trimestral de fijación de costos.

"Estamos viendo dos excelentes trimestres para Vale, el segundo (trimestre) traerá casi el doble del precio para el mineral de hierro y el tercero verá un incremento de otro 35%", dijo Felipe Reis, analista del Banco Santander.

Las ganancias antes de intereses, impuestos, depreciación y amortización de Vale, o Ebitda, probablemente aumentó un 254% interanual en el segundo trimestre, a US$6.110 millones.

El Ebitda es un indicador usado ampliamente para medir la capacidad de una empresa de generar ganancias a partir de sus negocios.

Precios. El nuevo sistema de fijación de precios permitió a Vale aprovechar los costos en aumento del mineral de hierro en el mercado al contado, debido a la demanda global impulsada por enormes obras de industria e infraestructura en países en desarrollo, especialmente en China.

Los precios del hierro ahora se establecen mayoritariamente cada trimestre, basándose en los precios al contado en los tres meses previos.

Los precios al contado del mineral de hierro llegaron a un nivel máximo de US$180 por tonelada este año, pero han caído a cerca de US$125 por tonelada debido a que la preocupación sobre el crecimiento global rebajó el valor de las materias primas.

La mantención del sistema referencial de fijación anual de precios, bajo el cual las siderúrgicas acordaban los costos del metal con grandes mineras, como BHP Billiton y Rio Tinto, se hizo imposible con el surgimiento de un mercado al contado alimentado por compradores chinos.

Especuladores pudieron comprar durante meses mineral de hierro barato a partir del sistema referencial anual para luego revenderlo en el mercado al contado, lo que costaba miles de millones de dólares de ingresos trimestrales para las mineras.

Las negociaciones para la fijación anual de precios acabaron en el 2009 después de que China arrestó, y luego condenó, a empleados de Rio Tinto acusados de aceptar sobornos y robar secretos estatales.