Moscú. Rosneft, la petrolera más grande de Rusia, dijo este martes que su ganancia neta en el segundo trimestre más que se triplicó a 228.000 millones de rublos (US$3.600 millones) por una mayor producción y precios más altos, lo que llevó a sus acciones a un máximo histórico.

Rosneft, una empresa en la que Qatar se convertirá en su tercer mayor accionista después del Estado ruso y BP, dijo que su utilidad también fue respaldada por un beneficio único por la adquisición de una participación en un emprendimiento conjunto de exploración y extracción de crudo y el reavalúo de una participación en otro emprendimiento conjunto.

La compañía, liderada por Igor Sechin, un estrecho aliado del presidente Vladimir Putin, dijo que sus ingresos en el segundo trimestre alcanzaron los 2,07 billones de rublos (US$32.549 millones), un incremento de 48% interanual.

La ganancia antes de intereses, impuestos, depreciación y amortización (EBITDA) de Rosneft fue de 565.000 millones de rublos (US$8.884 millones), un aumento de 85%.

La empresa también dijo este martes que la deuda de Venezuela con la firma alcanzó US$3.600 millones en el segundo trimestre de este año, por debajo de los US$4.000 millones reportados al final del periodo anterior de tres meses.

"El segundo trimestre fue más que nada un reflejo de los esfuerzos de la administración por mejorar la eficiencia de la compañía", declaró Sechin en un comunicado.

Durante la gestión de Sechin, que se hizo cargo de la empresa en 2012, Rosneft ha realizado grandes adquisiciones en Rusia y en el extranjero, incluyendo la compra de la rival local TNK-BP en 2013 por US$55.000 millones. Ese negocio convirtió a Rosneft en la mayor petrolera mundial por producción que cotiza en bolsa.

Según la correduría Aton, la deuda neta de Rosneft, excluyendo prepagos por suministros petroleros, fue de 3,3 billones de rublos (US$51.890 millones) a fines del segundo trimestre, equivalentes a 1,8 veces la deuda neta/EBITDA. En el primer trimestre, llegó a 101.000 millones de rublos (US$1.588 millones).

La empresa también dijo este martes que la deuda de Venezuela con la firma alcanzó US$3.600 millones en el segundo trimestre de este año, por debajo de los US$4.000 millones reportados al final del periodo anterior de tres meses.

Los anuncios del martes hicieron que las acciones de Rosneft subieran a un máximo histórico de 425,5 rublos (US$6,69) por título.