Wells Fargo, el cuarto mayor banco de Estados Unidos, reportó ganancias trimestrales mayores a las esperadas en el segundo trimestre de este año, debido a una disminución de las pérdidas por préstamos comerciales y de consumo.

Varios otros bancos también reportaron resultados superiores a las estimaciones de Wall Street, los cuales, al igual que Wells Fargo, mostraron un tono levemente optimista.

Aunque sufrió pérdidas por créditos más altas que en el mismo trimestre del año anterior, Wells Fargo & Co dijo que veía señales de que lo peor en términos de amortizaciones de préstamos incobrables había pasado.

Los bancos estadounidenses, que se están recuperando de la crisis financiera, ahora están luchando con una caída en la confianza de los consumidores

"Creemos que la calidad del crédito ha mejorado con un retroceso de las amortizaciones netas a US$4.500 millones, un 16% menos que en el primer trimestre, y un 17% por debajo del récord del mismo trimestre del año pasado", dijo el presidente financiero de Wells Fargo, Howard Atkins, en un comunicado.

"Esperamos que esta tendencia positiva continúe durante el próximo año", agregó.

US Bancorp reportó un aumento de sus ganancias debido a que los nuevos préstamos impulsaron los ingresos, mientras que Hudson City Bancorp dijo que las ganancias aumentaron un 11,5% porque se desaceleraron los préstamos incobrables.

Comerica Inc, un banco regional más pequeño con sede en Dallas, también superó las previsiones de Wall Street este miércoles, ayudado por menores pérdidas crediticias.

Escenario bancario. Los bancos estadounidenses, que se están recuperando de la crisis financiera, ahora están luchando con una caída en la confianza de los consumidores y contra las preocupaciones sobre cómo serán afectados sus negocios con la reforma financiera.

"Algunas previsiones incluidas en esta legislación impactarán en nuestra empresa, ya sea reduciendo los ingresos, incrementando los gastos y/o elevando los requerimientos de capital," dijo el presidente ejecutivo de US Bancorp, Richard Davis, en un comunicado.

Wells Fargo, que está en proceso de integrar a Wachovia Corp, adquirido durante la crisis financiera del 2008, reportó una caída del 5% en los ingresos, a US$21.390 millones, pero se las arregló para lograr una mejora en los márgenes financieros.

"La historia de Wells Fargo fue una gran mejoría en la expansión del crédito y en los márgenes financieros. Los ingresos en un trimestre difícil estuvieron en línea con el trimestre anterior y, por supuesto, superaron las expectativas en las ganancias", dijo Gary Townsend, presidente y presidente ejecutivo de Hill-Townsend Capital.

Prestamos. Revirtiendo una tendencia generalizada entre sus rivales más grandes, US Bancorp dijo que realizó más préstamos nuevos en el segundo trimestre, frente al mismo periodo de 2009.

Su libro de préstamos creció un 4% interanual, a US$191.200 millones, debido a un aumento de la emisión de tarjetas de crédito y de hipotecas residenciales. Los ingresos trimestrales aumentaron casi un 9%, a US$4.500 millones.

Las pérdidas por préstamos subieron ligeramente, a US$1.110 millones, desde US$929 millones, pero las pérdidas por préstamos comerciales e hipotecas residenciales cayeron en general.

El banco provisionó US$1.130 millones por préstamos incobrables, un descenso frente a los US$1.400 millones del mismo periodo de 2009.

"Creemos que la empresa ha alcanzado un punto de inflexión en la calidad de préstamos y esperamos que las amortizaciones netas y los activos no productivos sean menores en el tercer trimestre respecto del actual," dijo Davis en un comunicado.

Wells Fargo reportó ganancias para el primer trimestre de US$3.060 millones, o US$0,55 por acción, frente a los US$3.170 millones, o US$0,57 por papel, del mismo periodo del año anterior.

Los analistas, en promedio, esperaban una utilidad de US$0,48 por acción, según Thomson Reuters.

Las ganancias de US Bancorp para el segundo trimestre fueron de US$766 millones, o US$0,45 por acción, frente a los US$471 millones, o US$0,12 por acción, del mismo periodo del año anterior.

Excluyendo ítemes especiales, la firma ganó US$0,40 por acción, por encima del promedio de las estimaciones de los analistas de US$0,38 por acción, según Thomson Reuters