Caterpillar, el mayor fabricante mundial de maquinaria pesada, reportó este lunes una baja de un 55% en sus ganancias del cuarto trimestre debido a que sus clientes redujeron los inventarios en lugar de adquirir nuevos equipos.

En el cuarto trimestre, la firma reportó una ganancia neta de US$697 millones, o US$1,04 por acción, frente a los US$1.550 millones, o US$2,32 por papel, del mismo periodo del año anterior.

Las ventas cayeron un 7% a US$16.080 millones.

Caterpillar espera ganar de US$7 a US$9 por acción en el 2013.

Previamente este mes, Caterpillar informó que descubrió un fraude contable en un proveedor de minas de carbón en China que compró en el 2012. Caterpillar amortizó la mayor parte de los 650 millones del acuerdo, lo que afectó a las ganancias del cuarto trimestre en 87 centavos de dólar por acción.

Los analistas esperaban que la firma lograra un beneficio por título de US$1,69 e ingresos de US$16.120 millones.