Nueva York.  Un brusco desplome en los ingresos por operaciones en bonos llevó a la utilidad del cuarto trimestre de Citigroup Inc por debajo de las expectativas, destacando los desafíos del presidente ejecutivo Vikram Pandit para reanimar completamente al banco.

Las decepcionantes ganancias de Citigroup, que sólo sobrevivió la crisis gracias a un masivo rescate con dinero de contribuyentes, aumentó el temor de que el banco aún deba resolver la debilidad operativa que la asolado por años.

Citigroup, que recibió US$45.000 millones en fondos de rescate otorgados por el gobierno estadounidense durante la crisis financiera, reportó una utilidad neta de US$1.300 millones, o de US$0,04 por acción, para el cuarto trimestre de 2010.

Las acciones del tercer banco estadounidense - que han subido fuertemente en el último año a medida que el Gobierno estadounidense vendía gradualmente su participación en la entidad - bajaban un 6,2% a las 18:00 GMT.

Caída de ingresos de renta fija. Los ingresos por renta fija del banco cayeron un 58% con respecto al tercer trimestre, frente al declive de un 7,9% de su rival JPMorgan Chase & Co, que presentó sus resultados del cuarto trimestre el viernes 14 de enero.

"Este fue uno de los trimestres más débiles para las operaciones", dijo el presidente financiero John Gerspach a la prensa durante una conferencia, reconociendo que la banca de inversión del Citi también ha sufrido en otras áreas, como en el terreno de las fusiones y adquisiciones.

Pero argumentó que los resultados de las operaciones tienden a subir y bajar y que "un trimestre no compone una tendencia".

Gerspach anticipó también que las "contrataciones claves" concretadas el 2010 aumentarían el desempeño en valores y operaciones el 2011.

Dijo que el pobre desempeño se había producido pese a registrar volúmenes relativamente fuertes.

Desconcierto. Los débiles resultados de las operaciones del banco desconcertaron a los inversionistas, que se habían tranquilizado con una caída sólo ligera para JPMorgan, antes de que se presenten los reportes de ganancias de otros grandes como Goldman Sachs Group Inc el miércoles, Morgan Stanley este jueves y Bank of America Corp este viernes.

"Hubo algo de debilidad en sus unidades de banca de inversión, especialmente en términos de la unidad de operaciones de mercado", dijo Alan Villalon, analista de Nuveen Asset Management, en Minneapolis.

"Calculo que esa unidad será errática, pero el problema es que estamos haciendo un seguimiento con cifras tan firmes de JPMorgan que todos esperaban que Citi presentara resultados parecidos", añadió.

El índice bancario caía un 1,4%.

Citigroup, que recibió US$45.000 millones en fondos de rescate otorgados por el Gobierno estadounidense durante la crisis financiera, reportó una utilidad neta de US$1.300 millones, o de US$0,04 por acción, para el cuarto trimestre. La ganancia por acción fue un 50% inferior a lo que esperaban los analistas, según Thomson Reuters.

La cuarta utilidad trimestral consecutiva del banco se compara con la pérdida del mismo plazo del año anterior de US$7.600 millones, o US$0,33 por papel.

La pérdida fue provocada principalmente por los costos asociados con la devolución al Gobierno bajo el Programa de Alivio para Activos en Problemas.

Citigroup sufrió un golpe de US$1.100 millones en sus resultados, antes de impuestos, por causa de un ajuste en el valor del crédito.