Berlín. Las ganancias subyacentes de Volkswagen cayeron en una quinta parte en el tercer trimestre, debido a la profundización de la crisis en los mercados europeos de automóviles y a los costos de una reestructuración tecnológica.

Las ganancias operativas de la automotriz alemana se redujeron a 2.340 millones de euros (US$3.040 millones) desde los 2.890 millones de euros registrados un año antes, dijo la compañía este miércoles. Un sondeo de Reuters había pronosticado que las ganancias operativas serían de 2.350 millones de euros.

El mayor fabricante de automóviles de Europa reafirmó sus metas para aumentar las ventas de vehículos y los ingresos del grupo en el 2012, buscando que coincidan con las ganancias operativas del año pasado, que alcanzaron una cifra récord de 11.270 millones de euros.

El descenso en los mercados europeos de automóviles redujo el crecimiento en las entregas mensuales de vehículos de VW a su ritmo más lento en ocho meses en septiembre. La marca insignia de VW incluso registró una reducción de dos dígitos en las ventas de automóviles en toda la Unión Europea.

"La cada vez peor situación económica en Europa occidental ha afectado a la industria automotriz", entre julio y septiembre, dijo VW en el informe.